La Industria del Sida
Manipulacion de un Error Científico

El Pequeño Periódico Edición No. 48 de Noviembre de 1996

"...creemos que se ha cometido con el Sida uno de los errores más graves en las ciencias biológicas. El Sida no es producido por el VIH, ni es una enfermedad de transmisión sexual. Es simplemente una enfermedad tóxico nutricional..." ROBERTO GIRALDO M.

La siguiente entrevista fue realizada por Alba Lucía Henao Torres, Directora de la Emisora Cultural de la Universidad de Antioquia, y transmitida en el noticiero de las 7 y 30 a.m. el día 18 de octubre de 1996. Dada la enorme importancia del tema, la transcribimos textualmente.

Alba Lucía Torres: Hoy, en la Universidad de Antioquia, en el Bloque 10, auditorio 218, tendremos una importante polémica también dentro del marco de Expouniversidad, y esa polémica la lidera un importante médico y científico antioqueño: el doctor Roberto Giraldo Molina, egresado de la Universidad de Antioquia hace 25 años y residente en Nueva York desde 1988. Nos interesa bastante promover la polémica científica internacional respecto a que el Sida no es una enfermedad infecciosa ni se transmite sexualmente. Doctor Giraldo: para empezar cuéntele a nuestra audiencia dónde trabaja usted.

Doctor Roberto Giraldo Molina: Trabajo con el New York Hospital Cornell Medical Center de la ciudad de Nueva York.

A.L.T.: Usted afirma que el Sida no es una enfermedad infecciosa que se transmite sexualmente, ¿cuáles son las bases de esta afirmación?

R.G.M.: Pertenezco a un grupo de investigadores que se llama Grupo de Replanteamiento de la Hipótesis VIH-Sida, somos unos 400 investigadores de diferentes países del mundo y creemos que se ha cometido con el Sida uno de los errores más graves en las ciencias biológicas. El Sida no es producido por el VIH, ni es una enfermedad de transmisión sexual. Es simplemente una enfermedad tóxico nutricional.

A.L.T.: Doctor, ¿qué científicos integran este grupo de investigación, de qué países son y qué tipo de trabajo llevan a cabo?

R.G.M.: La sede central está en California, en la Universidad de California- Berkeley, San Francisco, donde reside nuestro coordinador principal, el doctor Peter Duesberg, Director del Departamento de Biología Molecular de dicha universidad. Tenemos investigadores en Estados Unidos, Inglaterra, Francia, Alemania, Nueva Zelandia, Australia, Suráfrica, Argentina, México, en fin, 59 países. Actualmente hay tres premios Nobel, entre ellos el doctor Kary Mullis, Premio Nobel de Química en 1993. Hay un problema en todo esto y es que llevamos 15 años de información equivocada al mundo y va a ser difícil el replanteamiento, pero para eso estamos impulsando la discusión a nivel científico en todos los países del mundo.

A.L.T.: Esto, sin lugar a dudas, provocará un revolcón. Doctor: ¿hay problemas a nivel de la investigación norteamericana frente al Sida? ¿Qué planteamientos tienen ustedes frente a la información que ha hecho creer al mundo una equivocación de semejante carácter?

R.G.M.: No tenemos ninguna duda de que el error se cometió a nivel de los laboratorios de investigación del gobierno federal de los Estados Unidos, especialmente en los laboratorios del Instituto de Cancerología, de los Institutos de Salud de los Estados Unidos y en el Centro por el Control de Enfermedades de Atlanta, que fue donde en el año 1984 y 1985 se dijo que la enfermedad podía ser una enfermedad infecciosa. Se encontró un virus que tenían las personas con Sida y se le dió arbitrariamente el nombre de virus de la inmunodeficiencia humana, sin que se hubiera demostrado nunca que este virus pudiera siquiera alterar el sistema inmunológico. Creemos que ellos son los responsables del error cometido, no creemos que el resto de investigadores del mundo haya tenido que ver con el error, simplemente la mayoría de las personas en el mundo, de buena fe, le creyeron a estas personas, pero nadie en el mundo se imaginó que investigadores de un nivel científico tan alto y de responsabilidad y de poder sobre la salud de las personas del mundo cometerían un error de esta magnitud.

A.L.T.: Doctor, ¿qué significa que el Sida sea una enfermedad tóxica-nutricional? Explíquenos un poco a quienes no conocemos mucho del tema.

R.G.M.: Todo lo que se ha dicho está equivocado y por ejemplo, desde el punto de vista de prevención: para prevenir el Sida y para tratarlo habría que prevenirlo y tratarlo de una forma distinta. Habría que encontrar cuáles son agentes etiológicos. Creemos que la causa del Sida son, lo que yo denomino "agentes estresantes", que son sustancias químicas, físicas, biológicas, agentes mentales o nutricionales que alteran el funcionamiento del sistema inmunológico. En los últimos 40, 50 años ha habido un incremento en el mundo entero de sustancias químicas; de agentes de origen físico, como las radiaciones de todo tipo; de agentes de origen biológico, como ocurre por ejemplo, con algunos grupos de homosexuales promiscuos que se exponen permanentemente al semen, o con los hemofílicos que se exponen permanentemente al factor VIII o a la sangre que son todos agentes inmunosupresores. Así que en los últimos 50 años ha habido un incremento en todo el mundo de agentes estresantes que están lesionando el sistema inmune de los humanos y que lo está deteriorando en forma involuntaria. En algunos grupos, como en los grupos de homosexuales, personas adictas a las drogas, su estilo de vida los favorece para que su sistema inmunológico se deteriore mucho más. En Africa y Haití, por ejemplo, y en los países del Caribe donde hay inmunodeficiencia, estilo Sida, creemos que lo fundamental es la desnutrición, la falta de condiciones sanitarias, que indiscutiblemente también se ha aumentado en los últimos 40 años. Nunca antes los países del Africa Central, como Zaire, habían sido tan pobres. Usted ve las estadísticas de las Organización Mundial de la Salud y en las cuestiones económicas observa que Ruanda y Zaire, son países con un ingreso per cápita que se ha ido deteriorando permanentemente en los últimos años. A medida que se deteriora el ingreso per cápita aumenta la desnutrición, aumentan las enfermedades infecciosas y se deteriora mucho más el sistema inmunológico de las personas. Entonces, en lo fundamental en países tecnificados como Estados Unidos y Europa, la causa del Sida son agentes químicos y físicos expuestos hoy en día en el medio ambiente del hogar, en el medio ambiente ocupacional... Y en países del Africa y el Caribe lo fundamental del Sida son los aspectos nutricionales y la pobreza.

A.L.T.: Doctor, cuéntenos algo sobre ese proceso de investigación que ustedes llevan a cabo y cómo lo compara usted con el ambiente de investigación que se desarrolla en un país como el nuestro donde todavía tenemos tanto que desear en este campo.

R.G.M.: En países tecnificados como Estados Unidos y Europa, de todas maneras nuestro grupo tiene dificultades para la investigación. El gobierno federal norteamericano no quiere dar ningún dinero para nuestros estudios, hay un bloqueo total a los investigadores nuestros. La mayorías de las investigaciones que estamos haciendo en nuestro grupo las hacemos con financiación de algunas empresas privadas, de algunos amigos, de nuestro propio bolsillo, para expander esta hipótesis del Sida. Para lo que hay dinero en el mundo es para todo aquel que quiera investigar sobre el denominado virus del Sida y la enfermedad. O sea que uno de los problemas que hay en el mundo, en Estados Unidos, Europa, Africa, en Colombia, va a ser tratar de convencer a las entidades gubernamental que tienen el dinero de que nos ayuden a financiar las investigaciones que estamos adelantando y que han sido expuestas en la revista Nature y Science de Estados Unidos e Inglaterra.

A.L.T.: ¿Usted cree, doctor Giraldo, que el mundo científico avalará la propuesta que está haciendo su grupo?

R.G.M.: Ya el mundo empieza a replantearse esto: la hipótesis del VIH-Sida no ha dado ninguna solución individual ni colectiva o social sobre el problema del Sida. En cambio nuestra hipótesis si va a resolverlos. En Alemania, Francia, Inglaterra el debate está abierto al mundo. La BBC de Londres abrió el debate al público hace dos años. El periódico The Sunday Times, de Londres, tiene abierto el debate al público. En Colombia ha habido algunos intentos: la revista Deslinde, de Bogotá, ha hecho dos publicaciones. El doctor Helman Sabdi Alfonso, de la Universidad Metropolitana de Barranquilla, acaba de publicar un libro estimulando este debate. El Pequeño Periódico, de Medellín, ha publicado dos artículos al respecto, uno de ellos escrito por mi. Se acaba de publicar un artículo en la revista de investigación y ciencia de la Facultad de Enfermería de la Universidad de Antioquia, donde estimulamos el estudio y el debate... Hace unos 10 años, cuando yo empecé a plantear que el Sida no era una enfermedad infecciosa, pensaba que esto iba a ser muy díficil, pero hoy en día viendo lo que hay en el mundo y la corriente que estamos cogiendo nosotros, creo que en pocos años el mundo nos va a tener que escuchar.

A.L.T.: Doctor Giraldo, ¿no cree que hay un fondo político también en la asignación de los recursos y digamos que la visión sobre la familia, las relaciones interpersonales, y todo lo que ha pasado a partir del Sida, y el temor que se ha generado y sobre la concepción de la vida, también hay un fondo político?

R.G.M.: Indiscutiblemente. Por ejemplo, hay esto: las compañías farmaceúticas americanas, como Abbott, Roche que producen AZT y similares, son compañías que están financiando casi en un 80% la investigación americana, o sea que va a ser muy difícil que estas compañías que se están beneficiando con la denominada "prueba del Sida", con las drogas que les están dando a los enfermos del Sida o para prevenir la enfermedad, hay una industria del Sida en el mundo. Las fábricas de condones que se han creado en Europa y en Estados Unidos son impresionantes. El Congreso de los Estados Unidos conoce nuestra discusión pues tenemos varios Senadores y Representantes a la Cámara de los Estados Unidos que son amigos de nuestro grupo y están ayudando a estimular el debate científico. En esto no nos equivocamos, pues estamos tratando de demostrarle al mundo de que el error cometido lo hicieron investigadores del gobierno federal americano. Entonces, al gobierno norteamericano no le conviene desde ningún punto de vista las observaciones que nosotros estamos haciendo y las acusaciones que formulamos sobre el error cometido.

NOTA: Transcripción de la grabación, adaptación y título de Angel Galeano H.

 

Roberto A. Giraldo
www.RobertoGiraldo.com

***********************